domingo, 23 de noviembre de 2008

NOTAS SOBRE PREHISTORIA Y ARQUEOLOGÍA DE MOS

A continuación se presentan unas notas arqueológicas divulgativas sobre el municipio de Mos y que fueron elaboradas a partir de un pequeño artículo publicado hace ya bastantes años, pero por desgracia, el panorama arqueológico conocido continúa prácticamente igual:

El fértil valle de "A Louriña" que integra el municipio de Mos, es muy rico en vestigios del pasado, que nos documentan el poblamiento continuo de esta área geográfica desde épocas prehistóricas hasta nuestros días.

Los primeros restos arqueológicos que poseemos en este municipio corresponden a unas doce "mámoas" o sepulcros megaliticos que se encuentran diseminados por los lugares conocidos por "As Pereiras", "Cela" y "San Cosme". Es la continuación lógica de la gran necrópolis megalitica del" Alto de Rebullón" y "As Xunqueiras", ya en los limites con el ayuntamiento vigués. Se trata de monumentos funerarios que poseen una cronología aproximada que va desde el 3.000 al 1.800 antes de Jesucristo. Dato inédito hasta la actualidad y perteneciente posiblemente al período cronológico siguiente, poseemos encima del conocido "Pazo de San Antoiño", en la parroquia de Louredo, la primera estación de arte rupestre gallego que tenemos noticia en esta zona es un petroglifo de motivos geométricos y complicado diseño e interpretación, que espera una análisis más profundo.

Lo que tenemos muy bien representado en este municipio son numerosos enclaves o poblados castreños. A "grosso modo" podemos señalar lo siguiente:

El Castro de Erville, perteneciente a Cela, está a unos 531 metros de altitud y su eje mayor mide 130 metros aproximadamente. Posee una acrópolis rocosa con dos plataformas o terrazas orientales hacia el Norte. Hacia el Poniente y Sudoeste se aprecian restos de sistemas defensivos. En San Mamed de Mos, tenemos el denominado "Monte do Castro", cuya configuración es casi circular. Por diferentes obras efectuadas en él, se han encontrado fragmentos cerámicos, un molino circular de piedra, tejas romanas...

En Torroso. poseemos el extraordinario enclave castreño conocido también como "Monte do Castro", que fue objeto de fructíferas excavaciones arqueológicas llevadas a cabo por el Museo Provincial de Pontevedra.

En Sta. Eulalia de Mos existía otro que actualmente está casi totalmente destruido por la construcción en el lugar de un campo para la fiesta

Hacia Dornelas existen varios topónimos alusivos a emplazamientos castreños que tendrán que ser analizados puntualmente.

En Guizán, tenemos el Castro de Rexomil (inédito también hasta ahora) que posee amplia corona circular y fuerte defensa hacia el Norte.

Por último poseemos un importante asentamiento castreño. hasta ahora totalmente desconocido, en la parroquia de San Salvador de Louredo, más concretamente en el barrio de "Eira Grande", en el denominado monte de "A Cidade" o "A Cividade". Se trata de un recinto elíptico orientado Noroeste-Sudoeste, de unos 100 metros de eje mayor, aproximadamente. La entrada la posee hacia el Noroeste y la parte más abrupta está hacia el Naciente. Posee foso hacia el Sur y se encontraron a flor de tierra numerosos fragmentos de cerámica galaico-romana.

Perteneciente a un momento avanzado de la romanización, poseemos varios restos arqueológicos en estas tierras. Asi tenemos la estela de Fronto Loveyo Sículo, localizada en Louredo y otra lápida funeraria romana más encontrada en Cela, en mármol, de Tito Canario Marceliano. Cerca de cada una de estas piezas, que se conservan en el Museo Provincial de Pontevedra (números de catálogo 2018 y 2020), se encontraron vestigios claros de restos humanos. Sin lugar a dudas por este bello valle de "A Louriña" pasaba una importante vía romana, cuyo testimonio más visible lo podemos ver en el conocido miliario de Santiaguiño de Antas (Guizan), cerca del limite con Redondela. Otro miliario existía entre el lugar de "Cabaleiros" y Sta. Eulalia de Mos, pero fue destruido(según nos cuentan fuentes antiguas) para la mejora de un camino. El miliario de Santiaguiño de Antas, ilegible, es el único ejemplar de este tipo que se conserva "in situ" en toda la provincia de Pontevedra .

Ya de época medieval, podemos apuntar el hallazgo de un sepulcro antropoide en Tameiga y sobretodo el emplazamiento del "Monte Castelo" de Sta. Eulalia de Mos, batolito rocoso que presenta abundantes rebajes en la piedra y que por los hallazgos arqueológicos cerámicos y metálicos efectuados en él, nos sugiere que pudo ser una pequeña torre medieval. También pertenecen a este período histórico diversas partes constructivas de la iglesia parroquial de Guizán, que analizaremos en otro comentario.

Nota.- En la imagen, detalle del dolmen de corredor (que en la actualidad se encuentra dentro de la instalaciones deportivas del Círculo Mercantil e Industrial de Vigo, que posee en la zona de san Colmado), recuerdo de una gran necrópolis existente en la zona, de la que no se conservan apenas ejemplares.